jueves, 6 de marzo de 2014

Descubriendo sitios...: El Postero

¡Hola a todos/as! Hace un par de semanas quedé con mi prima Cinta para cenar con nuestras parejas. El sitio que elegimos, ya lo conocíamos porque a todos nos encanta y hemos ido repetidas veces, pero nunca juntos, así que decidimos que ya era el momento.



Se trata de El Postero, un restaurante muy peculiar, tanto por su decoración, como por su comida, en el que se suele disfrutar además de un ambiente bastante agradable, y de los espectáculos que ofrece algunos días entre semana (monólogos, actuaciones musicales, etc.), que por desgracia suelo perderme porque casi siempre que voy es en fin de semana.

Por si os animáis a ir, arriba, junto a mi foto, tenéis la programación de este mes de marzo, que junto con el pasado mes de febrero, están dedicados a actuaciones referentes al Flamenco.  


Su interior es oscuro, pero acogedor. Sus paredes están forradas de papel morado con dibujos en marrón chocolate; y todo el mobiliario, tanto las mesas y sillas, como las ventanas, y la barra del bar, son color wengue en su tono más oscuro. Al fondo hay un pequeño escenario donde se realizan los espectáculos de los que os hablaba, decorado con tiras de pequeñas lucecitas colgantes; Y el techo está lleno de lámparas grandes y diferentes, que matizan el estilo barroco del bar, al que tan bien han sabido aportarle un toque de lo más glam.

Como mi chico y yo llegamos temprano, decidimos coger mesa ahora que todavía quedaban algunas libres, y pedirnos un refresco para hacer tiempo, ¡que son enormes!  De hecho el mío me duró toda la comida.


El esmalte que llevo en las uñas es el tono "65" de Tahe, un rojo vino con unos preciosos destellos muy sutiles del mismo color. Se trata de una marca española fabricada en Murcia, que ofrece una amplia variedad de productos de peluquería y cosmética profesional, con una relación calidad-precio excepcional.

Si podéis ¡probadla!, que aunque está muy bien probar de todo, ¡hay que apostar por productos de nuestra tierra! Sobre todo cuando son de tan buena calidad como estos. Yo tengo varios esmaltes, y me encantan; cubren bastante, secan rápido, duran mucho, y de precio están genial; con un par de capas quedan preciosos.


Una vez todos juntos, ojeamos la carta para ver qué se nos antojaba degustar esta vez. En ella podéis encontrar platos de todo tipo, que abarcan desde comida mexicana, hasta pizzas y pasta, montaditos,  o pequeñas tapas gourmet.

Y esto fue lo que pedimos…


Unos Nachos con guacamole para picar entre todos. Un Risotto con setas para mi prima. Y para mi chico y para mí, una tapa de Camembert frito con mermelada & miel (que es el único plato que no puedo evitar pedir siempre que voy), y una estupenda Hamburguesa Mariachi (pollo cubierto de maíz crujiente, bacon, lechuga y queso; acompañada de patatas fritas), para compartir entre nosotros. En cuanto a Juanma, el novio de mi prima, no es que no se pidiese nada, es que cuando fui a hacerle la foto a su estupendo Montadito de huevo a la americana, ¡ya se había zampado la mitad!


Y para rematar, por supuesto… ¡El postre!


Una estupenda Tarta de queso. Si… Fui la única que pidió postre… Soy una chuchona, qué le vamos a hacer… Pero es que si adoro la buena comida, más me gusta aún terminar con un buen postre. Eso sí, siempre que sea  casero… Y estos lo son.



En cuanto a los productos de maquillaje que llevaba aquel día, estos son los que metí en el bolso por si tenía que retocarme:

Blush: “Antique 142” de Sleek. Un marrón con preciosos destellos plateados, combinable con cualquier look, ya sea natural para el día a día, o con ojos y/o labios marcados para la noche. ¡Un Básico para todo el año!
Lipstick: “Vamp 786” de Sleek. Un magnífico rojo vino en textura mate, que queda precioso en los labios, y es de larga duración. Cuando terminamos de cenar, ¡mis labios estaban intactos!
Bronzing Powder: “Refined Golden” de MAC. Con un par de toques pareceréis estar bronceadas por el sol de forma natural.
Máscara: “Lash Queen Feline Blacks” en el tono “01 black black” de Helena Rubinstein. Mi preferida, y la que uso prácticamente siempre desde hace años.


Y los que no llevaba en el bolso, pero que sí que llevaba echados para completar el look:

Base de maquillaje: “Matchmaster Foundation SPF 15” en el tono “1.5” de MAC. Para un efecto piel de muñeca de porcelana.
Corrector: “Studio Sculpt Concealer” en el tono “NC20” de MAC. Cubre todo… ¡Todo!
Prebase de sombras: “Shadow Insurance Candelight” de Too Faced.
Sombras: “Peach Fuzz” (en todo el párpado móvil), “Hot Cocoa” (en la cuenca del ojo), y “Vanilla” (en el arco de la ceja para iluminar), todas de la paleta de sombras “Shadow Bon Bons” de Too Faced



En cuanto al outfit, llevo…
Leggins con bolsillos: Zara
Colgante: Vintage
Blusa: Fórmul@ Joven, El Corte Inglés
Pumps: Sfera
Bolso: Tous


**Perdonad la baja calidad de las fotos, de hecho no soy amarilla, ni mi sofá tiene esa especie de pintitas blancas que no sé de dónde han salido jajaja. Pero mi cámara murió hace no mucho… y la cámara de mi chico y mi teléfono no hacen muy buenas fotos… así que hasta que compre una cámara nueva, no puedo ofreceros otra cosa…


oxox

Mia





2 comentarios:

  1. de verdad puedes andar con semejantes andamios?¡ soy un autentico amor de zapatos.

    ResponderEliminar
  2. jajajaja yo es que paso de sandalias super planas, a cuñas y tacones super altos... No lo puedo evitar... :D

    ResponderEliminar